/>

15 may. 2019

Reseña: Cinco cerditos

Libro: Autonclusivo
Autor: Agatha Christie
Editorial: Espasa
Año de publicación: 1942 (el original)
Número de páginas: 267
Precio aproximado: 14€
Género: Misterio y Policíaco
Tapa: tapa blanda sin solapas
Sinopsis: Dieciséis años atrás, Caroline Crale fue condenada por asesinar a su esposo, el pintor Amyas Crale, cuando éste estaba a punto de abandonarla por una mujer más joven. Tras morir en prisión, Caroline dejó una carta a su hija de cinco años, Carla, reafirmando su inocencia. Ahora Carla sabe que necesita la ayuda del mejor detective del mundo para volver al pasado y hallar al verdadero asesino, honrando así la memoria de su madre. Hércules Poirot someterá a sus peculiares interrogatorios a cinco sospechosos: a Elsa Greer, la última amante del difunto; a Angela, la hermanastra de Caroline; a la señorita Williams, la institutriz; y a los hermanos Blake, uno de ellos agente de bolsa y el otro aficionado a la botánica. Todos cuentan con una coartada sólida, pero uno de ellos miente. ¿Quién será el asesino?


Hace dieciséis años, el famoso pintor Amyas Crale fue envenenado mientras terminaba uno de sus cuadros. Su esposa, Caroline, fue acusada y juzgada. Se libró de que la colgaran, pero no de ir a la cárcel y morir allí. Pero antes de irse de este mundo le escribió una carta a su hija Carla diciéndole que era inocente. Ahora, la pequeña de Amyas y Caroline, que ya no lo es, está decidida a descubrir quién fue el verdadero asesino y a limpiar la memoria de su madre, a la que apenas recuerda.

Por la LC que organicé de este libro he conseguido salir del bloqueo lector en el que estaba metida desde mitad de marzo, así que, aunque no haya sido mi libro favorito de la autora, le estoy muy agradecida.

El caso que nos encontramos en Cinco cerditos es muy diferente a lo que Agatha Christie nos tiene acostumbrados. Ya no solo no somos testigos del asesinato (como ya ocurrió en La casa torcida) si no que encima es un crimen del pasado. A Amyas Crale lo envenenaron hace dieciséis años. Es la hija de la condenada la que decide reabrir el caso. Y para ello recurre al mejor detective del que ha oído hablar: Hércules Poirot.

El libro en sí me ha parecido un tanto repetitivo. El tener que leer lo que ocurrió de boca de cada uno de los cinco sospechosos, para más tarde volver a leer lo mismo pero esta vez en los relatos que escriben para Poirot. Y eso, sumando a la gran longitud de los capítulos, hace de la lectura algo lento y pesado. Lo bueno de esto es que conocemos a los personajes a la perfección. Podemos saber tanto cómo eran ellos en esa época, como cómo los veían los demás. Las diferencias que hay entre estas dos versiones es muy curiosa.

Como viene siendo habitual, no acerté en el culpable. Pero en mi defensa diré que he estado muy cerca. Sin embargo, no me ha gustado la resolución del crimen. Hércules Poirot da por hecho cosas que es imposible que él supiera. Dice frases, actos, que según él ocurrieron pero que ninguno de los sospechosos le ha comentado ni en las entrevistas ni en los relatos. Creo que aquí la maravillosa Agatha Christie se coló al poner en boca del detective cosas que ella sabía por haber idea el crimen pero que era imposible Poirot supiera. Me ha resultado muy poco creíble.

Como he dicho al principio de la reseña, no ha sido mi libro favorito de la autora, pero tampoco el que menos me ha gustado. Quiero seguir leyendo sus obras, a ver si encuentro alguna otra joyita como Diez Negritos o Muerte en el Nilo, que también me gustó mucho.

En resumen: Cinco cerditos es un libro diferente a lo que suele ser el patrón de Agatha Christie. La historia se vuelve repetitiva al tener que leer los hechos de boca de cada uno de los sospechosos una y otra vez, pero esto consigue también que conozcamos a los personajes a la perfección; el cómo eran y el cómo los veían los demás. Los capítulos excesivamente largos tampoco me han convencido y el final, la resolución del crimen, no me la he creído por ser imposible que Poirot lo supiera.



2 comentarios:

  1. ¡Hola! ^^
    Este libro no me gustó tanto como otros de la autora, pero reconozco que está muy bien. Se lee muy rápido y no resulta nada pesado. Lo que más me gusta de los libros de Agatha Christie es intentar descubrir al asesino, aunque la verdad es que se me da muy mal xD
    Besos!

    ResponderEliminar
  2. El descart. No me gusta cuando el lector no puede resolver el caso con las pistas que se le dan, como parece ser el caso :/

    ResponderEliminar

¿Qué opinas tú? ¿Tenemos los mismo gustos?
Por favor, no hagáis spoilers si no avisáis primero. Es algo que fastidia mucho y que es casi imposible de olvidar.
Tampoco hagáis SPAM si no tiene que ver con el tema de la entrada.